Mis Casas, muy pronto comenzarán a ser cerradas

Cuando esto suceda ya no va a haber Pastores que os guíen y perdonen en mi Nombre vuestros pecados. Aprovechad ahora

By

Junio 09 2019
Llamado de Jesús Sacramentado a Su pueblo fiel.

Mis Casas, muy pronto comenzarán a ser cerradas

“Hijos míos, os traigo mi Paz.

Estad alerta y vigilantes con vuestras lámparas encendidas con la oración, porque el tiempo de la gran purificación está por comenzar. ¡Qué tristeza siento al ver que la inmensa mayoría de la humanidad, aún continúa aletargada espiritualmente! Ni las señales, ni los signos, ni el despertar de la naturaleza, han hecho que esta humanidad despierte. Ya el tiempo de mi Misericordia comenzó su cuenta regresiva y a la inmensa mayoría, parece no importarle; no saben que lo que está por llegar es el tiempo de mi Justicia, donde ya no habrá misericordia ni marcha atrás.

Si esta humanidad supiera lo que está por llegar, correría a ponerse en paz con Dios y a protegerse espiritualmente; las tribulaciones que se aproximan, nunca antes se han visto en la tierra; porque nunca antes se había visto tanta maldad y pecado como sucede con esta humanidad de estos últimos tiempos. Es el pecado y la maldad de los hombres de estos últimos tiempos, el que traerá tanta desgracia y dolor para la creación; la desobediencia humana y la maldad existente han activado mi Justicia; Justicia que vendrá con todo su rigor, como nunca antes había sucedido. El Orden y el Derecho, mi Justicia restablecerá y todos los obradores del mal que no quisieron acogerse a mi Misericordia, serán borrados de la faz de la tierra.

¡Corred pecadores y obradores del mal a reconciliaros con Dios, porque el tiempo de Justicia Divina está llegando! ¡No pequéis más, para que no aumentéis más vuestras ataduras, porque vuestra alma está en peligro de perderse! Arrepentíos y dejad vuestro pecado y maldad, para que podáis tener mañana una morada en la Casa de mi Padre.

Hijos míos, mis Casas por la crisis que se le aproxima a mi Iglesia, muy pronto comenzarán a ser cerradas; cuando esto suceda ya no va a haber Pastores que os guíen y perdonen en mi Nombre vuestros pecados. Aprovechad ahora y cuanto antes, poned vuestras cuentas en orden; alimentaos lo más que podáis de mi Cuerpo y de mi Sangre, para que estéis bien fortalecidos espiritualmente y así, podáis resistir los días de Justicia que se aproximan.

¡Tibios de corazón, os está cogiendo la noche; si seguís en vuestra tibieza espiritual, os vais perder al paso de mi Justicia! ¡Definíos de una vez, porque falta muy poco para que se consuma en su totalidad el tiempo de mi Misericordia! ¿Qué estáis esperando hijos de doble ánimo? O sois fríos o sois calientes; definid vuestra vida espiritual, porque de seguir en vuestra tibieza, os aseguro que no pasaréis las pruebas. Os estoy esperando, son mis últimos llamados, antes de que llegue mi Justicia. Apresuraos, porque la noche está llegando y ya no va a haber quien os escuche.

Haced una buena confesión de vida ante uno de mis Pastores, para que os reconciliéis conmigo; colocaos la Armadura Espiritual a mañana y noche; fortaleceos con mi Cuerpo y con mi Sangre; encended la lámpara de la oración y retomad el camino estrecho, para que mañana podáis ser justificados. ¡No tardéis, porque ya está feneciendo el día y la noche está que llega!

Quedad en mi Paz, Hijos míos.

Vuestro Eterno Pastor, Jesús Sacramentado.

Dad a conocer mis mensajes a toda la humanidad, Rebaño mío.”

Fuente: mensajesdelbuenpastor