Os lo repito nuevamente: No descubráis vuestro corazón a cualquiera

Cuidaos de los lobos porque andan sueltos y camuflados con piel de oveja; los sirvientes del mal están atando mi Rebaño, con sus detestables prácticas de ocultismo

By

Febrero 23 De 2020
Llamado de Jesús Sacramentado a Sus Fijos Fieles.
Mensaje a Enoch.

Os lo repito nuevamente: No descubráis vuestro corazón a cualquiera

“Mis Amados Hijos, mi Paz sea con todos vosotros.

Hijos míos, cuidaos de los lobos porque andan sueltos y camuflados con piel de oveja; los sirvientes del mal están atando mi Rebaño, con sus detestables prácticas de ocultismo y muchas de mis ovejas andan atadas espiritualmente; otras han muerto inexplicablemente, estando sanas. Las prácticas ocultistas se están propagando y mi rebaño está sufriendo las consecuencias de todo esto.

Pequeños míos, los servidores del mal están camuflados engañando a mi Rebaño, se muestran piadosos y espirituales, para ganarse la confianza de mis ovejas, pero su corazón está lleno de maldad. Los lugares donde se congrega mi Rebaño para orar son los elegidos por estos lobos; en todos los sitios donde se lleva a cabo actividades religiosas, siempre van a estar uno o varios instrumentos del mal, que buscarán por todos los medios de crear la cizaña para dividir y destruir mi obra.

Rebaño mío, por sus frutos los conoceréis, ¿acaso se cogen uvas de los espinos o higos de los cardos? (Mateo 7, 16) Los lobos disfrazados de ovejas no resisten el rezo del Santo Rosario de mi Madre, huyen o sacan disculpas cuando les toca el rezo de algún misterio; otra señal para descubrirlos es la Alabanza que mi Pueblo me hace con fe; los Salmos de Alabanza no los resisten porque ellos descubren su verdadera identidad. El exorcismo de mi Amado Príncipe Miguel, debéis de hacerlo antes de comenzar la oración o rezo del Santo Rosario, porque su poder desenmascara a los espíritus malignos que están camuflados. Os instruyo de todo esto Hijos míos, para que lo pongáis en práctica y podáis así descubrir a los lobos camuflados en medio de mi Rebaño.

El tiempo del último reinado de mi adversario está cerca, por eso sus emisarios están desplegando toda su maldad contra mis ovejas, para que su amo no encuentre resistencia cuando haga su aparición. Todas las instituciones religiosas están siendo atacadas por las fuerzas del mal, porque mi adversario sabe que la oración en comunidad, le roba muchas almas y debilita su poder. Nuevamente os recuerdo, mis Amados Hijos, probad los espíritus con la oración, la Alabanza y el rezo del Santo Rosario de mi Madre, para que podáis descubrir a los sirvientes del mal. Acordaos: No todo el que diga, vengo de parte del Señor, es oveja de mi Rebaño. No olvidéis que estáis en batalla espiritual, que las fuerzas del mal no os dan tregua, porque tienen como objetivo, dividir mi Rebaño para luego hacerlo caer en el despeñadero.

Mis Pequeños, no recibáis ni comida ni bebida, ni objetos religiosos, ni os dejéis tomar fotos de personas que no conozcáis, para que no os llevéis sorpresas desagradables; acordaos que los emisarios del mal están al acecho, buscando la forma de atar y enfermar espiritualmente a mi Rebaño. Prestad pues atención a mis instrucciones y estad alertas y vigilantes, para que no caigáis en las trampas de mi adversario y sus emisarios del mal. Os lo repito nuevamente: No descubráis vuestro corazón a cualquiera.

Mi Paz os dejo, mi Paz os doy. Arrepentíos y convertíos, porque el Reino de Dios está cerca.

Vuestro Maestro, Jesús Sacramentado.

Dad a conocer mis mensajes a toda la humanidad, Hijos míos.”

Fuente: mensajesdelbuenpastor