Vendrán las plagas y bichos a invadir la tierra

Mi Padre permitirá la invasión de estas plagas para ablandar el corazón de ésta humanidad ingrata y pecadora

Noviembre 22 de 2018
Llamado urgente de Jesús el Buen Pastor a su rebaño.
Mensaje a Enoch.

Vendrán las plagas y bichos a invadir la tierra

“Ovejas de mi Grey, mi Paz sea con vosotras.

Rebaño mío, el jinete de la peste, la guerra, el hambre y las plagas, está próximo a derramar su copa sobre los habitantes de la tierra. Muy pronto vuestro mundo será invadido por millones de plagas de todas las especies que devorarán cosechas y traerán sequías y hambre. Ningún pesticida ni plaguicida, podrá derrotarlos; sólo la oración, el ayuno y la penitencia, que hagáis, los alejará. El antídoto contra las plagas, será la alabanza y la súplica a Dios.

Como en los tiempos de Egipto, vendrán las plagas y bichos a invadir la tierra, esta será otra señal que el cielo os envía, esperando a ver si esta humanidad recapacita y vuelve al amor de Dios. Por un tiempo vais a convivir con todo tipo de plagas, bichos y mosquitos, los cuales serán inmunes a vuestros pesticidas. El pecado de esta humanidad, el abuso con los químicos y pesticidas, sumado a la transformación de la creación, es lo que despertará de las profundidades de la tierra una variedad de plagas y mosquitos que se han mutado, muchos de los cuales no conocéis.

Mi Padre permitirá la invasión de estas plagas para ablandar el corazón de ésta humanidad ingrata y pecadora, que se niega a aceptar la existencia de Dios. Como el Faraón de Egipto en los tiempos de Moisés, así también está, esta humanidad de estos últimos tiempos; llena de rebeldía y soberbia. Por eso mi Padre va a enviaros las plagas para que sepáis que el El, es el Regente del Universo; que no es un Mito, ni leyenda, ni ser imaginario; sino el Dios Vivo, que rige con Misericordia, Justicia y Sabiduría, la creación y las criaturas.

Rebaño mío, estad preparados y no os desesperéis cuando el Jinete de la peste, la guerra, el hambre y las plagas, derrame su Copa sobre la tierra. Uníos en oración y entonad cánticos de alabanza a vuestro Padre del Cielo, para que El, os haga esos días más llevaderos. Os anuncio pues con anticipación los sucesos que están por llegar, para que os preparéis y nada os coja por sorpresa.

Ovejas de mi Grey, todo lo pasado vuelve y el hombre no aprende de sus errores; por eso su historia está llamada a repetirse. Dios ama a todas sus criaturas, pero detesta el pecado del hombre; así como os ama también os corrige, para que enderecéis el camino y retoméis la senda de la salvación. Es vuestro pecado el causante de vuestra desgracia, sois vosotros los que con vuestro pecado, despertáis la Justicia Divina. Acordaos que Dios es Amor y Misericordia, más Padre que Juez; sólo obra con su Justicia cuando se han agotado todos los mecanismos de reconciliación, como sucede al presente con ésta generación ingrata y pecadora.

El azote de las plagas, mosquitos y bichos, son un llamado de atención antes del castigo, para ver si despertáis de vuestro letargo espiritual, dejáis de quebrantar los Preceptos Divinos y retomáis el camino de la salvación. Recapacitad pues humanidad, el Cielo está esperando vuestra conversión; acogeos cuanto antes a éstas últimas milésimas de Misericordia, porque mi Padre no quiere vuestra muerte, si no que viváis eternamente.

Mi Paz os dejo, mi Paz os doy. Arrepentíos y convertíos, porque el Reino de Dios está cerca.

Soy vuestro Maestro, Jesús el Buen Pastor.

Dad a conocer mis mensajes a toda la humanidad, ovejas de mi Grey.”

Fuente: mensajesdelbuenpastor

Llamado urgente de Jesús Sumo y Eterno Sacerdote

9 de AGOSTO 2020 de 12:00 am a 6:00 pm - Jornada de ayuno y oración a nivel mundial pidiéndole al Padre Celestial por la protección de los Templos, Santuarios y Lugares Santos

Catholic Curches burning"Hago un llamado urgente a todo el mundo católico para que el próximo 9 de Agosto se lleve a cabo una jornada de ayuno y oración a nivel mundial con el rezo del rosario de mi Preciosísima Sangre y con el rezo del Exorcismo de San Miguel, de 12:00 am a 6:00 pm, pidiéndole al Padre Celestial por la protección de mis Templos, Santuarios y Lugares Santos, que están siendo destruidos y profanados por las fuerzas del mal en este mundo. ¡Cuento con vosotros, Rebaño mío!." —Jesús Sumo y Eterno Sacerdote

coronavirusLa verdad sobre el Coronavirus

God the Father1 de Mayo, 2020 - Dios Padre: “El día de hoy los invito a darse cuenta de que este virus –el coronavirus– no es una enfermedad ordinaria. Ha sido creada por el ingenio humano para atacar específicamente a las personas mayores y a las que tienen discapacidades físicas. Este es el plan de las futuras generaciones para purificar la raza humana en todo el mundo. Por accidente, fue lanzado a la población en general antes de tiempo. Los responsables estaban esperando a que en su País (EE.UU) hubiera autoridades de gobierno en funciones menos competentes. Aún así, el daño que se proponían se está desencadenando en toda la raza humana.”

“Les digo estas cosas para ayudarlos a darse cuenta del mal subyacente que está en acción y oculto en los corazones en estos tiempos. No pueden dejarse confundir por cualquier giro de los acontecimientos. En todas las situaciones, Yo tengo el dominio. Nadie tendrá poder sobre ustedes que sea más poderoso que su Padre Eterno. Por lo tanto, anímense con este conocimiento. Si ustedes perseveran en la verdad, ya han cargado sus armas contra lo que aparenta ser y las han descargado con la verdad.” (Fuente: Amor Santo)

Ayuda al Señor a difundir Su voz, el tiempo se está acabando

Haz que estos mensajes de fe, esperanza, salvación, defensa contra el mal (por correo electrónico, prensa, Facebook, Twitter y otros medios de comunicación) sean conocidos por tus seres queridos, tus amigos y todas las personas con las que entras en contacto que buscan la salvación o que están en peligro de perderse eternamente. El Señor concede grandes gracias y bendiciones a los de buena voluntad que, según sus propias posibilidades, quieren colaborar con Su Plan de Salvación. Quien ayude al Señor a salvar un alma predestina la suya, independientemente del resultado.