Los jinetes de la peste y la hambruna se aproximan

Ellos ya tienen acordado diezmar por la guerra y por los virus de enfermedades, una tercera parte de la población mundial

By

Abril 16 2018
Llamado urgente de Jesús El Buen Pastor a Su Rebaño

Los jinetes de la peste y la hambruna se aproximan

“Ovejas de mi Grey, paz a vosotras.

Los jinetes de la peste y la hambruna se aproximan; virus de enfermedades y de pestes, están listos para ser esparcidos en el espacio aéreo de las naciones llamadas por las élites tercermundistas. Millones de seres humanos van a morir por causa de la muerte silenciosa.

Las élites iluminatis que dirigen el destino de la humanidad en sus reuniones secretas, ya tienen acordado diezmar por la guerra y por los virus de enfermedades, una tercera parte de la población mundial. Enfermedades nunca antes vistas van a aparecer, bacterias que se comen la carne y virus de toda clase ya están listos; solo se espera que se dé comienzo a la guerra, para poner en marcha este macabro plan.

¡Cuidado rebaño mío, con los alimentos transgénicos, porque estos son causantes de muchas enfermedades!

Todos los productos alimenticios manipulados genéticamente, son un mal para la salud; cuidaos de consumir alimentos modificados genéticamente, porque en el tiempo de la hambruna van a ser comercializados en cantidad y enviados a las naciones más pobres. Quieren reducir la población de estas naciones, con el fin de poder tener control sobre ellas y así poder esclavizarlas para que les sirvan a los intereses del Nuevo Orden Mundial.

Nuevamente os recuerdo rebaño mío, ¡cuidado con las vacunas!

Cuando escuchéis hablar de campañas de vacunación a nivel mundial en el tiempo del conflicto bélico, prestad atención y averiguadlo todo, porque muchas de estas campañas tendrán como finalidad diezmar la población de niños, de ancianos y de esterilizar a los hombres y mujeres para que no haya más aumento de población. Estas campañas se llevarán a cabo especialmente en las naciones llamadas tercermundistas.

Rebaño mío, os esperan días de tribulación, siento gran tristeza al saber que la inmensa mayoría de esta humanidad se va a perder, por no querer acogerse a nuestros llamados. Muchos también por falta de conocimiento se perderán; solo mi rebaño fiel que escucha mi voz y pone en práctica mis Palabras, será el único que podrá superar estas duras pruebas. Cuando la guerra se desate a nivel mundial, aparecerá la hambruna y con ella el jinete de la muerte.

Preparaos ovejas de mi Grey, porque la etapa final de vuestra purificación está por comenzar. Días aciagos están por venir, solo los que oren y confíen, podrán superar las pruebas. Acordaos: Si permanecéis unidos a Mí, como el sarmiento a la vid, no debéis porque temer.

Yo estaré con vosotros y seré vuestro alimento, vuestro pastor, nada os faltará, basta con que tengáis fe y confiéis y todo lo demás os vendrá por añadidura.

Aprendeos el Salmo 23 de memoria, para que en aquellos días de escasez y hambruna, oréis con él y así podáis recibir el Maná de cada día.

Permaneced en mi amor, rebaño mío, no temáis, yo estaré con vosotros hasta la consumación de los tiempos.

Os ama, vuestro Pastor, Jesús de Nazareth.

Dad a conocer mis mensajes a toda la humanidad, ovejas de mi rebaño.”

Fuente: mensajesdelbuenpastor

 

Salmo 23

El Señor es mi pastor,
nada me puede faltar.

El me hace descansar en verdes praderas,
me conduce a las aguas tranquilas

y repara mis fuerzas;
me guía por el recto sendero,
por amor de su Nombre.

Aunque cruce por oscuras quebradas,
no temeré ningún mal, porque tú estás conmigo:
tu vara y tu bastón me infunden confianza.

Tú preparas ante mí una mesa,
frente a mis enemigos;
unges con óleo mi cabeza
y mi copa rebosa.

Tu bondad y tu gracia me acompañan
a lo largo de mi vida;
y habitaré en la Casa del Señor,
por muy largo tiempo.