El cisma ya empezó y está próximo a desatarse

El mundo católico va aquedar estupefacto al conocer esta noticia tan dolorosa que moverá los cimientos de la Iglesia

By

Agosto 3 de 2018
Llamado urgentísimo de María Rosa Mística al Pueblo de Dios.
Mensaje a Enoch.

El cisma ya empezó y está próximo a desatarse

"Hijitos de mi corazón, la paz de mi Señor esté con todos vosotros.

Preparaos Pueblo de Dios porque están llegando los días de la gran tribulación. El cisma ya empezó y está próximo a desatarse; orad por el Papa y por todos mis predilectos fieles, para que puedan sobrellevar la crisis que padecerá la Iglesia de mi Hijo. Los Judas ya están listos y por sus frutos los conoceréis; de ellos, saldrá el Antipapa que ya ha sido señalado, éste usurpará la Silla de Pedro. Hijitos, por los pasillos del Vaticano ronda la confusión, la traición, la intriga y la rebelión.

El mundo católico va aquedar estupefacto al conocer esta noticia tan dolorosa que moverá los cimientos de la Iglesia, más no la derrumbará. El Papa tendrá que huir de Roma, porque de no hacerlo su vida correrá peligro; muchos de mis Predilectos serán mártires y su sangre correrá por el Vaticano. La hora de las tinieblas para la Iglesia está llegando. ¡Pueblo de Dios, mi Ejército Mariano, agrupaos desde ya en oración, ayuno y penitencia; orando con mi Santo Rosario y con el Rosario de la Sangre y Llagas de mi Hijo, las 24 horas del día; unidos en oración conmigo para que juntos pidamos al Padre por el cáliz amargo que padecerá la Iglesia de mi Hijo!

Hago un llamado urgente a todo el Pueblo católico, para que se una en oración conmigo y no me deje sola; necesito mis hijitos que os unáis a Mí, en oración para que las fuerzas del mal no prevalezcan contra la Iglesia. No dejéis solo al Papa, apoyadlo con vuestra oración, porque él está sufriendo internamente por la crisis que se le aproxima a la Iglesia. Este cisma que ya comenzó será el más fuerte y destructivo que padecerá la Iglesia de mí Hijo, en toda su historia.

Por culpa de los rebeldes, millones de almas van a perder la fe; la Iglesia se dividirá, los que son del rebaño de mi Hijo, permanecerán firmes y fieles; los tibios de corazón, muchos se apartarán y la inmensa mayoría de esta humanidad ingrata y pecadora que vaga sin Dios y sin ley, seguirá al Antipapa y al falso Mesías.

Rebaño de mi Hijo, ya están llegando los días de tinieblas, el tiempo de mi adversario está por comenzar. Permaneced unidos en la oración, alerta y vigilantes, porque en el tiempo del último reinado de mi adversario los demonios van a invadir la tierra y los gobiernos de las naciones dirán que son extraterrestres. Tened lista toda la protección del cielo para que podáis enfrentar las fuerzas del mal. Que no os falte en vuestros hogares los Sacramentales: Agua, Sal y Aceite, debidamente exorcizados; que todas las medallas, rosarios e imágenes que nos representen, estén bendecidos y exorcizados. Que vuestros hogares estén bendecidos por uno de mis Predilectos, que el Ictus esté en la puerta de entrada de vuestras casas y en cada una de las puertas de las habitaciones, debidamente bendecido y exorcizado.

No se os olvide la Armadura Espiritual, dada a Enoch y todas las demás oraciones de protección. Que todo el Pueblo de Dios tenga mi Rosario y el Rosario de la Preciosísima Sangre de mi Hijo, colgado en su cuello, bendecido y exorcizado; porque bien sabéis que los demonios van a estar sueltos de forma espiritual y encarnados en cuerpos humanos, buscando la forma de haceros perder. Por eso hijitos, debéis de estar bien protegidos vosotros, vuestras familias y vuestros hogares, para que ninguna fuerza del mal pueda haceros daño. Seguid los mensajes que os enviaremos a través de nuestros instrumentos y en especial los de Enoch, porque ellos os guiarán por vuestro paso por el desierto.

Que la paz de mi Señor, permanezca en vosotros.

Os ama vuestra Madre, María Rosa Mística.

Dad hijitos a conocer mis mensajes, a toda la humanidad.”

Fuente: mensajesdelbuenpastor